Empieza un nuevo año y con él llegan todo tipo de nuevos propósitos. En la red nos podemos encontrar una gran cantidad de blogs hablando de distintas metas para el año entrante y sobre lo inútil que es crear nuevos propósitos de la nada, sin ser sensato  y sin una preparación previa.

Si nos centramos en el tema de la escritura, podemos leer a Jaume del blog Excentrya que nos habla de lo absurdo que es buscar nuevos propósitos para un escritor si no creamos un hábito y somos realistas. Gabriella aprovecha una nueva entrada en su web para explicarnos un método distinto para escribir más y mejor.  El que parece que lo tiene muy claro es el compañero Yon del blog Proyecto Aesteria, que nos cuenta todo lo que tiene planeado para este 2017. Viendo lo que consiguió el año pasado, estoy convencido de que no le costará demasiado llevar a cabo sus planes.

En mi caso, aunque soy más de Septiembre que de Enero para plantearme cosas nuevas, también aprovecho estas fechas para empezar algunos proyectos que ya pensé a finales del año pasado pero que decidí retrasar hasta que pasaran las bien merecidas vacaciones de Navidad:

  • Uno: En Diciembre me apunté al gimnasio (primer paso hecho), mi propósito para este año es simplemente ir. Pero entre mis aficiones (casi todas se hacen muy bien desde el sofá) y el frío que hace en este país en invierno, salir de casa es todo un reto. Aun así, aparte del gimnasio, en cuanto la nieve abandone las calles volveré a coger las zapatillas para preparar unas cuantas carreras.
  • Dos: Terminar de una vez mi primera novela (o por lo menos el primer borrador). Llevo algo más del 60% escrito y por suerte la escaleta la tengo casi terminada, ahora toca desarrollar cada capítulo. El título provisional es “Flashback”, os mantendré informados sobre cualquier novedad, que sé que estaréis ansiosos. Bueno no, pero me gusta engañarme pensando que hay miles de fans pendientes a ver cuándo saco la novela.
  • Tres: el mismo desde hace a seis años, mejorar el alemán. Este año sí (igual que los anteriores) voy a ponerme a ello de verdad. De momento ya estoy leyendo otro libro en alemán, que no es poco.
  • Cuatro: En el blog voy a crear algunas novedades que verán la luz en las siguientes semanas. Quiero crear una sección nueva donde os pediré colaboración a vosotros, lectores. También tengo preparado mi desembarco en Facebook, que he descubierto que funciona mejor que Twitter. Pero lo haré más adelante.
  • Cinco: A mitad de Enero empiezo otro curso sobre escritura. Esta vez es será con Néstor Belda y su Curso de Técnicas Narrativas. Con el curso anterior (en Escuela de Escritores) no quedé contento del todo, pero creo que algo aprendí. En éste nuevo espero profundizar más en el tema literario del que me siento un completo novato.
  • Y el último de estos pequeños propósitos también tiene que ver con la literatura y son los libros que pretendo leer en este 2017. Y sobre eso va tratar el resto del artículo (menuda introducción que he hecho para contar lo de los libros).

Ensayo sobre la ceguera – José Saramago

Esta novela la compré en la Casa Museo de José Saramago durante mis vacaciones en Lanzarote. Llevo más de 2/3 leídos, me está gustando el contenido aunque la manera peculiar de redactar de Saramago cuesta un poco al principio. Creo que será la primera novela que termine este año. Es el libro que tengo en la mesilla de noche.

Jardín de la memoria – José Antonio Labordeta

Este libro de poemas tiene mucha historia y le tengo un cariño especial. Me lo regaló el mismo José Antonio hace ya muchos años cuando estuvo de visita en casa de mis padres, yo tendría unos diez años. Está dedicado de su puño y letra y en mi visita a la Casa Museo de Saramago descubrí que en su biblioteca privada, Saramago tenía el mismo ejemplar también dedicado. Aquello era una señal y estas pasadas vacaciones decidí traérmelo a casa para leerlo de una vez.

Hombres Buenos – Arturo Pérez-Reverte

Me lo regaló mi madre en las Navidades de 2015 y aunque al principio lo leí con ganas, con el paso de los meses me ha costado más. La historia es interesante y diferente, pero no acaba de engancharme. Era el libro de la mesilla de noche hasta que llegó Saramago. Cuando termine el Ensayo sobre la ceguera volverá a su lugar junto a la almohada.

Patria – Fernando Aramburu

Esta es una novela que ha tenido bastante éxito durante todo el año 2016 y que en cuanto escuché hablar de ella, antes de verano, me entraron ganas de hincarle el diente. Ha sido el regalo de mi madre de estas pasadas Navidades.

Ich, Claudius, Kaiser und Gott – Robert von Ranke Graves

He metido este libro también porque es de reciente adquisición, pero dudo que me lo lea este año. Si alguna vez subo mi nivel de alemán hasta ser casi bilingüe pues me lanzaré a ello. No pierdo la esperanza pero es mejor ser realistas. El libro es el resultado de participar en una cadena de regalar libros a desconocidos. Tú regalas un libro y recibes, desde ninguno, hasta varios, depende de cómo se porten los demás participantes. Por ahora es el único que he recibido. Si estás interesado/a en el tema dímelo y te cuento de qué va.

Los últimos días de nuestros padres – Joël Dicker

Este libro lo compré en un aeropuerto, así a lo loco. Tampoco sé muy bien de qué va ni he oído nada sobre él. Leí la novela del mismo autor titulada La verdad del caso Harry Quebert y me gustó. A ver esta qué tal está.

Victus – Albert Sánchez Piñol

Regalo de mi hermana por Sant Jordi (y mi cumpleaños). Novela histórica que trata sobre la guerra de Sucesión española y narra el asalto a Barcelona el 11 de septiembre de 1714. Tengo ganas de empezarla, las novelas históricas me encantan.

Don Quijote de la Mancha de Miguel de Cervantes – Andrés Trapiello

Con esta novela (en el Kindle) llevo todo el año 2016 durante los viajes a/desde la oficina. Siempre he intentado leer El Quijote pero la versión clásica era más fuerte que yo. Por suerte encontré esta edición que está bastante bien. Intenté sin éxito terminarla antes del aniversario de la segunda parte de la novela pero no lo pude conseguir. Ya he terminado la primera y acabo de empezar El Ingenioso Caballero Don Quijote de la Mancha. Novela totalmente recomendable. Me está gustando más de lo que esperaba.

Furchtlos – Andreas Adlon

Estoy decidido a leerme al menos un libro en alemán este año y si pueden ser más, mejor. Este lo acabo de empezar (en el Kindle) y por ahora voy bien. Va de un escritor, no tenía ni idea de que iba de eso cuando lo compré. Veremos si consigo terminarlo. También me acompaña en mis trayectos al trabajo, lo voy alternando con El Quijote.

La ceniza de los incendios – Isaac Belmar

Isaac Belmar me pasó este libro de relatos inéditos suyos tras adquirir un pack de novela negra de ebrolis donde estaba una de sus primeras novelas: 7 días. Tengo ganas de leerlos pues me gustó mucho la manera que tiene de escribir y aporta algo distinto.

Bonus Track: Vientos de Invierno – George R.R. Martin

Sí, tengo la esperanza de que el sexto volumen de la saga de Canción de Hielo y Fuego salga este año, de hecho el mismo George ha dicho que cree que saldrá publicado en el 2017 (aunque conociendo sus predicciones prefiero no hacerme ilusiones). Aviso que dejaré cualquier libro que esté leyendo para hincarle el diente a éste. Aunque sea en inglés.


Me gustaría leer alguna novela de Ciencia-Ficción pero no sé cuál ¿Tenéis alguna sugerencia?

También me gustaría leer alguna de autores independientes o autopublicados, hay que darle oportunidades a nuevos autores y quien mejor que nosotros mismos para darnos esa oportunidad.

No sé si conseguiré leerme todos estos libros este año, imagino que no porque llegarán otros a mis manos que llamarán mi atención, pero no dejaré de intentarlo.

Me surge una duda, si llego a terminar mi novela ¿podría incluirla como libro leído? ¿Los escritores deberían contar los libros que escriben como libros leídos? Siempre me lo he preguntado.

Al final me ha quedado un post más largo de lo esperado, espero que no os haya aburrido mucho si es que habéis llegado hasta aquí. Y vosotros ¿qué propósitos tenéis para este año?

Anuncios